Gran final tuvo el 2do Challenge de Emprendimiento en Economía Circular organizado por la Clínica Empresarial (CEAM)

(2 minutos de lectura)

El certamen fue organizado por la Clínica Empresarial de la Escuela de Ciencias Empresariales FCJE-UFRO, en el marco de un proyecto de vinculación con el medio y en alianza colaborativa con la Fundación Avina, Incubatec UFRO, la empresa Morcas, el espacio colaborativo Kowork, y la mesa Ecosistema Araucanía.

La segunda versión del Challenge de Emprendimiento, que tuvo como propósito brindar soluciones de negocios a problemáticas relacionadas a la temática Economía Circular, permitió fortalecer alianzas y trabajo colaborativos entre 29 alumnos de establecimientos educacionales de nuestra región (Liceo Pablo Neruda de Temuco, Instituto Superior de Comercio Tiburcio Saavedra Alarcón de Temuco y Liceo Bicentenario de Excelencia Padre Oscar Moser de la comuna de Padre Las Casas) y 22 estudiantes de pregrado de diversas carreras de la UFRO (Ingeniería Civil Química, Ingeniería Comercial, Ingeniería Civil Ambiental, Derecho, Ingeniería Civil Industrial mención Bioprocesos, Agronomía, entre otras). Así, el Challenge de Emprendimiento permitió impulsar la interdisciplinariedad a través de la participación de los futuros profesionales.

El concurso se realizó gracias a la contribución de profesionales y expertos que guiaron el camino al aprendizaje y modelación de los proyectos postulados por los equipos, con el fin de hacerlos viables, interesantes y eventualmente ejecutables en un futuro, logrando así instaurar capacidades y la primera piedra en el camino a generar nuevos precursores de una economía circular.

El desafío constó con dos categorías, una de estudiantes universitarios UFRO y otra de alumnos de liceos y colegios de la región. En primera instancia se llevó a cabo la charla inaugural denominada “Economía Circular: Oportunidades y Desafíos”, y contó con la exposición de Pamela Ríos, especialista y gerente de Programas de la Fundación Avina. Luego, se gestionó un taller de Apresto “Modelo de Negocios y Pitch”, relacionados a la Economía Circular, y estuvieron presentes los ejecutivos de proyectos de Incutatec UFRO, Constanza Pacheco y Víctor Lagos. Posteriormente, realizaron una visita a terreno con la Empresa de Reciclaje Morcas en Lautaro donde conocieron in situ la experiencia regional y tuvieron la oportunidad de realizar preguntas que permitieran fortalecer sus ideas de proyecto. Finalmente, los equipos participaron de la sesión final del Challenge, en el cual los equipos expusieron su Pitch ante un jurado calificado, quienes decidieron los equipos ganadores del concurso.

En total hubo 51 participantes que se constituyeron en 15 equipos de trabajo, 10 equipos llegaron a la final, y dos equipos obtuvieron el primer lugar, uno por cada categoría. Los equipos ganadores fueron escogidos por la deliberación de un jurado compuesto por Juan José Gutiérrez, director de Kowork, Constanza Casanova, coordinadora de la mesa Ecosistema Araucanía y Marcela Augsburger, ejecutiva de Incubatec UFRO. “Quedé muy sorprendido, y lo digo en serio, por la calidad de las ideas presentadas en el Pitch. Sobre todo, de las y los estudiantes de liceos de Enseñanza Media que llegaron a exponer sus proyectos a la Facultad. Llevo años participando y apoyando este tipo de iniciativas y, sinceramente, el nivel de trabajo que tenían las ideas era muy alto. Por lo tanto, felicito a las y los estudiantes a sus profesores/as por este logro. Presentar proyectos a ese nivel es un gran paso”, expresó el director de Kowork, Juan José Gutiérrez. Los equipos recibieron premios, dentro de los cuales están las becas para realizar un Diplomado en Economía Circular, gracias al aporte de Kowork.

El Primer equipo ganador universitario fue R Incorpora – Eco Pellets: la solución es Eco Pellets, un tipo de combustible catalogado como biomasa y se le premio con una beca para el diplomado internacional en economía circular. La propuesta busca generar eco pellets a partir de materia prima en base a la recolección de desechos de cartón. Son pequeños cilindros comprimidos, provenientes de cartón reciclado seco. Por otra parte, R3-INCORPORA no sólo ofrece el producto, sino que también el servicio que contempla el despacho a domicilio y limpieza de las estufas, asegurando la mantención y seguridad de la vida útil de sus estufas. Los integrantes del equipo ganador fueron Elizabeth Angulo, estudiante de Ingeniería Comercial y Miguel Montecinos, estudiante de Ingeniería en Construcción de la Universidad de La Frontera. “Junto a Miguel estamos aún más motivados, puesto que haber podido lograr el primer lugar y adjudicarnos la beca para el diplomado internacional en economía circular, es un propulsor para seguir con las siguientes etapas de Eco Pellets, y poder tener un producto mucho más amigable con el medio ambiente en la industria de la calefacción a pellets, combatiendo la crisis climática y potenciando la economía circular en nuestra región”, indicó la estudiante de Ingeniería Comercial.

El Primer equipo ganador de liceos fue Equipo Eco Fuels: creación de biocombustibles a partir del plástico a través de un proceso llamado pirolisis, el cual se logra con una transformación donde se expone a unos 400°C a 500°C, generándose en primera instancia gas, y según las temperaturas de condensación se obtienen diversos tipos de combustible. La propuesta permitirá vender dichos biocombustibles más baratos, ya que su costo de producción será menor, y la materia prima será reciclada, además de estar ayudando a reducir la cantidad de plástico en el mundo retirándose de las calles, ciudades y bosques etc. Cabe mencionar que a raíz de esto se podrá concientizar a las personas y demostrarles que el reciclaje ayuda a nuestro planeta en mejorar la calidad de vida. El equipo ganador pertenece al Liceo Bicentenario de Excelencia Padre Oscar Moser, a cargo de la tutora y profesora Dorka Rubilar, quien expreso: “Creo que este tipo de programas son muy relevantes por la temática que aborda. Genera un poco de conciencia medioambiental, cuidar más nuestro planeta y sobre todo porque inspira a futuros emprendedores, ya que muchas veces se cree que los negocios no pueden llevarse bien con el medio; siendo que es todo lo contrario, es una nueva y mejor forma de hacer empresa.  Por otro lado, el hecho que consideren estudiantes de enseñanza media en este tipo de actividades me alegra enormemente, pues les permite tener una experiencia en primera persona con el entorno universitario, crear redes y tener nuevas experiencias en su aprendizaje y formación. Me siento muy agradecida por la invitación y por todo el acompañamiento con los alumnos durante la actividad, ellos disfrutaron grandemente este proceso”.

Escrito por Rocío D’Appollonio, periodista FCJE-UFRO

Entradas relacionadas

Síguenos

Archivos

Categorías

Menú
X